sábado, 7 de marzo de 2015

Disfrute la Coca Cola

Tomaba Coca Cola como un condenado
Glup glup le pasaba por la garganta
Aquello que iba a ser su diabetes.
Entonces le dije –Se te va hacer melcocha
La sangre y se enojó-
Mi otro vecino es mecánico y afloja los tornillos
De los carros con Coca Cola.
-A ti ya se te aflojaron hace mucho tiempo-
Bueno cuando la quirina te lleve que te
Entierren parado por inteligente.
¡Muera como el Caupolicán, en su estaca!
Me miró fijamente y me retorció los ojos
No quería creer lo que le decía.
Y yo como una buena amiga le serví
En un vaso con hielo su próxima Coca Cola
Siempre somos amigos.
Ivette Mendoza
2015