jueves, 12 de marzo de 2015

Rugidos del tiempo y del mar

Rugidos del tiempo y del mar
El viento tirita despierto
Y su sombra se deja abrazar.

En el espacio infinito
Hay más flores que hiedras
Y en la cima de la inspiración
Deletrean mi nombre,
El viento tirita despierto
En una danza desnuda y
Sedienta,
Y revive en el corazón de las
Piedras.
Rugidos del tiempo y del mar
El viento tirita despierto
Y quiere cantar
Con sus ojos de fuego
Con su liviana sonrisa
Y nada que lo haga pensar.
Ivette Mendoza
2015