viernes, 10 de julio de 2015

Lúcido respiro

Quiero de tu corazón
Beber la inmensidad
De tus telepáticos besos
Hasta que hagan crujir
En mente
El aleteo de mi alma
Y retener en giros
La humedad de tu
Ninfomaníaco aliento.

Quiero no sufrir más
Por tu insomne ausencia,

De tus labios a los míos
El telekinético deseo
Que precisa el espacio
Y el tiempo
Y trae consigo
El lúcido respiro.
Ivette Mendoza
2015