jueves, 13 de agosto de 2015

Aunque no sea

Aunque no sea el poeta
Que busca la fama en la amistad.

Aunque no sea el poeta que
Compre un lugar en la historia
Con dinero.

Aunque no sea aceptada por
Ninguna argolla literaria.

Aunque no sea el poeta de tu agrado.

Aunque se oponga el mundo entero.

Esta mano seguirá escribiendo
Aun cuando la tormenta me acompañe.

Porque todo aquel que se refugia
En el vientre metafórico impenetrable de
La madre tierra es hijo de la poesía.
Ivette Mendoza
2015