jueves, 8 de octubre de 2015

Alma Paella

Alma Paella envuelta en azafrán
Que se sirve en un plato de amenidades
Y deleita la música culinaria del sueño y su intelecto,
Arábica esperanza, longeva en su trayecto.

Alma Paella de mil amores, exquisita como
Los labios carnosos de la luna
¡Que bellos ojos color aceituna!

Retornará el aroma, retornará
Dios la bajó del cielo
Y la expandió en la clásica Roma.

Alma Paella que no tiene por qué ser extraña,
Congenia con cualquier corazón.
Tiene el rostro de arroz,
Patitas de pollo
Mejillas rebosantes como el tomate
Ardiente como el pimentón
Dos ojitos pícaros de mejillón
Y baila flamenco en cualquier plaza de España.
Ivette Mendoza
2015