domingo, 3 de enero de 2016

Una botella


Una botella flotando en el mar,
Con su corona de algas flotaba Minerva,
Mostrandole al mundo que este era
Su reino.

Se abre la noche con puertas de coral,
El viento acaricia su pelo apasionado
Donde nos arrastrará un día al
Archipiélago de cristal.

Se hundirán grises las sirenas, se hundirán en
Su canto todo y el momento translúcido se cierra.

Reviven sus melodías en la brizna  y
Al futuro aclara y languidece,
De pez, de higo, de musgo, de arena.

Partirán el sol en varias rebanadas
Y la pondrán en mis manos cuando las
Necesite.


Ivette Mendoza