jueves, 9 de junio de 2016

Penumbra errabunda



Penumbra errabunda del presente,
Coyunturas amorosas  de las piernas,
Hermanos de la pena capital, gemelos,
Selfies instantáneos del alba,
Vacilaciones de Obama con el aire rancio
La suma de sus años mal dibujados
Sobre la alfombra voladora de asfalto,
Árbol de hormigas que bajo su sombra
Te vuelve transparente, y sino
Te amenaza y te ordena en categorías de insectos,
Gime el agua esparcida, la recuerda el humo  
De las cocinas y precipita el verano de las lámparas,
Llueven en las calles de tu pecho pero se
Enciende una llama que le da calor y rezas
Veinte avemarías, por el mundo del juramento,
Por si nuestras almas se escapan de las cacerolas,  
Por la señal de mis rodillas y su clara melodía
En la hora ora la delicia salada del tulipán
Que con prontitud convierte nuestros cuerpos
En afiches de neón y al parpadeo de luces se excitan
Recordando sus vidas y trayectos en una canción.
Ivette Mendoza