viernes, 5 de agosto de 2016

Bésame




Bésame  abrázame corazón te pido.
Electrizante lluvia, dinamiza tus labios.
Sueño blando, agua clara, la tersa arena,
bajo la piel felpuda, tú sombra radiante.

Bésame, como el simple gesto del durazno,
¡Oh! Piel bronceada, que en ti bulle la caricia.
Tómame amor, como el verano y su calor,
como el cielo con sus brazos extendidos.

Dichoso jardín intenso e impenetrable, vitalizado
que en su decir y su delicia, el viento se detiene.
¡Oh! Fibras hipnagógicas de tus ojos
al transcurrir la noche te hacen soñar, te seducen.
Ivette Mendoza