domingo, 13 de mayo de 2018

Dame, amor, la rosa

¡Dame, amor!, la rosa: el clavel, el tulipán.
Las flores son imborrables recuerdos.
¡Dame, amor! Esta ilusión de rosa rosa
que huelo en tu ausencia cada instante.

! Dame, amor!, la flor que por amor no
marchita, ya que en el huerto de mi alma
su inteligencia misteriosa ha sido injertada.
¡Dame, amor!, la flor, la rosa que aparece
y brilla y retoña al seguir luchando.
¡Solo las flores viven recordando!
¡Solo las rosas viven amando!
Llevas las rosas en tus manos y su aroma
en el corazón.
Ivette Mendoza